miércoles, 1 de enero de 2014

Ella, él y Asta (1936) Homenaje al gran Skippy


De todas las cintas que protagonizaron juntos William Powell y Mirna Loy, las más conocidas por el gran público son las conocidas como Películas del hombre delgado. Fueron en total seis títulos rodados entre 1934 y 1946. Basadas en los personajes que creara Dashiell Hammett, en la novela del mismo nombre publicada en 1934, la principal transformación que sufrió esta saga detectivesca al ser llevado al cine, correspondió al papel de…Asta.

Asta que en el relato de Hammett era un  Schnauzer  hembra, paso a la mitología de Hollywood,  encarnado por un fox terrier macho de pelo corto. El perro que se llamaba Skippy, intervino en las dos primeras cintas de la saga y en otras dos comedias inolvidables: La fiera de mi niña y La Pícara puritana. Pero seguramente su mejor papel fue en la segunda de las películas que protagonizaban los detectives Nick y Nora Charles.

Tal era la fama que el can había adquirido, que en España se tituló Ella, él y Asta. Para muchos entre los cuales me incluyo, la mejor de la saga y que contiene un gag memorable protagonizado por el fox terrier. Cuando llegan a su casa después de un largo viaje, Asta va a visitar a su perrita. Ante su sorpresa, esta ha tenido varios cachorrillos…negros. De improviso aparece escapándose un chucho del mismo color, al que Asta persigue colérico.

Por lo demás la cinta mantiene la consabida intriga detectivesca y sus maravillosos diálogos de comedia, el ritmo es ágil como su predecesora, una característica habitual en el cineasta W.S. Van Dyke, que ese mismo año 1936, rodaría su título más emblemático “San Francisco” con Clark Gable, Jeanette McDonald y Spencer Tracy. Del jugoso guion se ocuparon Frances Goodrich y  Albert Hackett, sobre un argumento propuesto por el propio Hammett.

 
Uno de los mayores atractivos de la cinta es la presencia de James Stewart en uno de sus primeros papeles importantes, y de la bella Elissa Landi. Aunque la película costó el doble de su predecesora, quintuplicó su inversión situándose como uno de los grandes éxitos del año.

Si no conocéis ningún título de esta divertida saga, si ignorabais que hay perros más feos pero mucho más listos que Lassie, si queréis conocer a una exquisita dama de la alta sociedad, casada con  un detective tarambana que bebe como las esponjas, no os perdáis esta cinta. Meteros en su cotillón de fin de año y que vuelva a sonar la música.

 
P.D. Estos personajes dieron lugar a una serie de televisión en las temporadas 1957-1959 protagonizada por Peter Lawford y Phyllis Kirk. En España se emitió en 1963 con el título de Ella, él y Asta.

Durante mucho tiempo se creyó que la atribución argumental de Dasiel Hammett , en las secuelas de la saga era meramente testimonial. Años después se descubrieron papeles,  que evidenciaban la participación activa del escritor  al menos en las dos primeras.
 

No hay comentarios:

Publicar un comentario